21/11/11

Nadas hacia el reflejo
que mis ojos dibujan
en aquellas montañas,
niebla azul indescifrable
para cientos de campesinos
asustados,
las hogueras se preparan
a tu paso,como las luces
del deseo de aquellas
estrellas furtivas,
codicia extrema,
asfalto mojado, y tenue despertar
con el odio de nuestros
padres asesinados.